Noticias

Ingenieros alemanes quieren que los robots sientan dolor


La robótica es una rama de la ingeniería que está creciendo lentamente pero a paso firme. La idea de los robots existe desde hace mucho tiempo (de hecho, Da Vinci ha diseñado uno en el siglo XV que realmente funcionaba), y ayudan a muchas de las compañías a la hora de automatizar la producción. Pero todavía estamos lejos para alcanzar ese sueño al que tanto aludimos en nuestras fantasías futuristas en donde los robots nos sirven el café o nos cuidan a los niños, dotados de esa apacible voz que acompaña un trato extremadamente cordial como vemos en las películas.

Pero son muchas las cosas que hay que prever y mejorar, tanto en el aspecto mecánico como a lo que se refiere a su inteligencia artificial (IA), por lo que los científicos están trabajando arduamente desde varios puntos del globo. Este es el caso de científicos alemanes de la Universidad de Hannover, quienes están desarrollando una manera en que los robots puedan sentir dolor a través de un “nervio artificial.” Por más inhumano que pueda sonar esto, el hecho de que sientan dolor ayudará a que protejan sus partes y eviten “lastimarse,” de manera que los humanos nos veamos beneficiados.

Johannes Kuehn, uno de los investigadores encargados del proyecto, nos comenta que logrando que los robots sientan el dolor ayudará a que mitiguen el daño de la misma manera en que los humanos lo hacen cuando se lastiman. “El dolor es un sistema que nos protege. Cuando evitamos la fuente del dolor, nos ayuda a no lastimársenos,” expresa Kuehn.

El nervio artificial replica el mismo sistema por el cual los humanos sentimos dolor, que no es más que una manifestación en forma de impulsos a nervios y músculos producida por una señal enviada al cerebro, dándonos el alerta de que, por ejemplo, nos estamos quemando. Así, al aplicar una cierta presión sobre los sensores del robot, el sistema le enviará señales al igual que sucede con nosotros. El dolor que padecerán estará clasificado como liviano, moderado, o severo, haciendo que el robot lo evite acorde a la situación.

*Cualquier excusa es válida para poner una imagen de la película original de Ghost in the Shell.

Vía | The Verge