Noticias

Samsung se encuentra probando su nuevo Exynos 8895 de 10nm y 4GHz


La compañía coreana no solo fabrica uno de los mejores teléfonos que se puedan encontrar en la industria, también fabrica sus propios procesadores que permiten explotar las capacidades del móvil al máximo. Samsung suele lanzar dos versiones de sus terminales dependiendo del mercado al que apunta, uno con un SoC Snapdragon (occidente) y otro con sus Exynos (Asía), y parece que con el Galaxy S8 no será la excepción.

Según la información proveniente de China (vía Weibo), Samsung ya está llevando a cabo las pruebas del que sería el nuevo Exynos 8895 (no está confirmado su nombre), un chipset con unos transistores desarrollados bajo un proceso de fabricación de 10nm con cuatro núcleos de gran potencia a 4GHz y otros cuatro Cortex-A53 a 2.7GHz. Hay que aclarar que los 4GHz serán reducidos a 3.X GHz, posiblemente cerca de los 3.6GHz que Qualcomm ofrecerá con su Snapdragon 830 (también de 10nm). Esto es para evitar el sobrecalentamiento que pueda presentar el equipo ante esa frecuencia de trabajo.

Así, la firma asiática pasaría de los 14nm que vemos en los procesadores actuales a un tamaño bastante más reducido que comienza a acercarse al límite de la famosa Ley de Moore. Dicho límite podría alcanzarse en los próximos años (se cree que para el 2020), ya que los transistores no pueden encogerse infinitamente.

Veremos que nos depara el futuro de los semiconductores, pero por el momento tenemos un poderoso procesador que esperar de la mano de Samsung.

Vía | Android Authority