Noticias

El Xperia XZ y el Xperia X Compact se suman a la familia de teléfonos de Sony


Como bien nos había anunciado, Sony estuvo presente en el IFA 2016, evento que ha abierto sus puertas en el día de ayer en la ciudad de Berlín y en el que ya hemos visto las presentaciones de interesantes dispositivos. La compañía japonesa ha llegado a la cita con dos nuevos teléfonos, el Xperia XZ de alta gama y el Xperia X Compact de gama media.

Comenzando por el Xperia XZ, hay que decir que la propuesta de sony en materia de dispositivos “high-end” se está reiterando con cada generación, de manera que no hay novedades significativas como para cautivar al usuario respecto al móvil anterior. El que ya tenga un Xperia X Performance no debería ni siquiera estar leyendo esta noticia (se los dice alguien que fue un fan de los Xperia). Es como que si la estrategia de Sony fuera la de invadir el mercado con una exorbitante cantidad de terminales, con mínimas diferencias entre sí, para aumentar las probabilidades de compra por parte de la gente. Son tantas las propuestas de la compañía japonesa que pareciera que la idea es la de empujar a los Galaxy de Samsung y el iPhone de Apple hasta sacarlos de las tiendas y ser la única opción disponible (cosa que no está ni cerca de suceder).


Xperia-XZ_b

Pero en fin, el XZ viene con una pantalla un poco más grande que el X Performance, pasando de 5” a 5.2”, aunque la resolución Full HD se mantiene. En su interior posee el mismo Snapdragon 820 (ni siquiera el SD821) y la misma RAM de 3GB, con una capacidad de almacenamiento interno de 32GB con la posibilidad de expandirlo hasta los 200GB con un microSD. El puerto USB Type-C se hace presente, aumentando su presencia en los dispositivos, mientras que el equipo cuenta con la característica protección al polvo y al agua. Nos falta detallar que el botón principal también hace de un escáner de huellas, el cual encontraremos en el borde derecho (si lo miramos de frente).

En cuanto a la cámara, el XZ hace uso de un nuevo sensor IMX300 que ofrece un renovado sistema para el autoenfoque, aunque mantiene los 23MP (los cuales resultan más que suficientes). Su apertura es f/2.0 y dispone de detección de colores, detección de fase, y de un seguimiento inteligente de objetos. Lamentablemente carece de un sistema de estabilización de imagen óptico, reemplazado por un SteadyShot Intelligent Active Mode que emplea un giroscopio que mide hasta 5 ejes. La buena noticia es que vuelven los videos a 4K. Por otro lado, su cámara frontal nos ofrece unas buenas selfies con su sensor de 13MP.

Por último nos restaría mencionar su batería de 2900mAh, un poco superior a los 2700mAh del X Performance, pero tiene soporte para el Quick Charge 3.0.

El Xperia XZ llegará a las tiendas a principios de octubre, pero no han especificado su precio.

Luego tenemos el Xperia X Compact, que como bien dice su nombre, se trata de una versión compacta del Xperia X, aunque su espesor es de unos 9.5mm, bastante grueso para las dimensiones que se manejan actualmente. Por lo tanto tenemos un móvil con pantalla de 4.6” y una resolución 720p, mientras que debajo del capot nos encontramos con un Snapdragon 650 de seis núcleos y 3GB de RAM. Su cámara emplea el mismo sensor que el XZ, o sea, el IMX300 de 23MP con tecnología SteadyShot Intelligent Active Mode, aunque no se puede grabar videos en 4K. Su cámara frontal dispondrá de un sensor menor de 5MP.

 Xperia-X-Compact

Xperia-X-Compact_b

Entre otras prestaciones el X Compact también ofrece un puerto USB Type-C, y soporte para el Quick Charge 2.0, cargando los últimos 10% de la batería de forma más lenta por la noche.

El teléfono se pondrá a la venta la próxima semana en los colores universe black, mist blue, y blanco. Sony no ha compartido su precio.

Vía | GSMArena